lunes, julio 23, 2007

La estupidez convertida en símbolo de libertad de expresión

Conde-Pumpido y el juez Del Olmo se han lucido. Su inflexible interpretación de la ley, unida a una exagerada genuflexión ante la Corona, han provocado que todos los españoles hayan convertido una estúpida y grosera viñeta en el gran símbolo de la libertad de expresión en este país. Con su acto de trasnochada censura a El Jueves, estos patosos hombres de justicia nos han obligado a defender una viñeta que, más que una injuria a la Corona, es un atentado contra el buen gusto y un dudoso ejemplo para el oficio de viñetista. En otros tiempos se perseguía a poetas por esconder en sus obras signos de rebeldía contra el régimen imperante o a hombres de ciencia por contradecir las doctrinas de la poderosa Iglesia... ahora nuestros jueces nos retrotraen a aquellos periodos infames y se dedican a perder el tiempo persiguiendo dibujos inocentes cuya única culpa es dañar a nuestra inteligencia: motivo poco suficiente para secuestrar una publicación y encausar a sus autores.

Así que, haciendo de tripas corazón, me veo obligado a reproducir esta estúpida viñeta, no por su valor humorístico, que no se lo encuentro, sino por unir mi voz a la de todos aquellos que han sufrido la mordaza de esa otra estupidez histórica: la censura.

Postdata: Fiscal, juez... ¿me obligaréis a borrar este post? ¿cerraréis Blogger? ¿multaréis a todos los blogueros que han difundido vuestra patraña? ¿y a todos los medios de comunicación que han mostrado la portada?... tenéis trabajo.


Articulos relacionados:
- La religión contra la libertad (4.02.2006)

2 comentarios:

josedaze dijo...

Del Olmo ha conseguido el efecto contrario. Creo que el juez no ha previsto el revuelo que se ha creado en Internet. Las nuevas tecnologías han propiciado que, aunque tenga muchos errores, la información sea más democrática.

Maldita_Rebeca dijo...

POr encima de toda la razón que tienes de la publicidad gratuita que le han hecho al Jueves, y de todos los razonamientos lógicos que hemos leído y leeremos sobre el tema...yo me pregunto...¿es que no tiene otra cosa que hacer la justicia?